Política

Militares surcoreanos aumentan nivel de alerta

10 marzo, 2017

El Ministerio de Defensa y el Estado Mayor de Corea del Sur, ordenaron a los militares que eleven su nivel de alerta frente a las posibles provocaciones de Pyongyang, después de la destitución de la Presidenta surcoreana.

El Tribunal Constitucional ratificó este viernes, por unanimidad, la destitución de la Presidenta de Corea del Sur, Park Geun-hye, implicada en un escándalo de corrupción y tráfico de influencias.

Dicha destitución ya había sido aprobada en diciembre en el Parlamento, pero para ser definitiva tenía que ser ratificada por el tribunal.

En una videoconferencia con los comandantes militares, el Ministro de Defensa, Han Min Koo, dijo que Corea del Norte puede hacer provocaciones “estratégicas u operacionales” en cualquier momento.

El lunes pasado, Pyongyang lanzó cuatro misiles de medio alcance al Mar de Japón, en respuesta de las maniobras anuales conjuntas que están siendo realizadas en el territorio surcoreano por las tropas de Seúl y Washington.

La prensa de Corea del Norte, que siguió de cerca el escándalo de corrupción del país vecino, informaron este viernes la destitución de la Presidenta surcoreana.

El partido de la Presidente surcoreana, dijo entretanto, que “acepta humildemente” la decisión del Tribunal Constitucional de retirar a Park del cargo de Jefe de Estado y que se siente responsable.

Con la destitución, Park pierde la inmunidad y Corea del Sur tiene que realizar elecciones presidenciales en un plazo no inferior a 60 días. Park Geun-hye, de 64 años, fue la primera mujer en asumir la presidencia de Corea del Sur, el 25 de febrero de 2013.

Soltera y sin hijos, Park Geun-hye, hija del fallecido dictador Park Chung-hee, dedicó gran parte de su vida a la política, desde 1974, y con apenas 22 años, asumió el papel de primera dama después de que un terrorista norcoreano asesinó a su madre, Yuk Young-soo.

Varias figuras públicas fueron detenidas tras el escándalo de corrupción, incluido el hombre de confianza de la Presidenta, Choi Soon-sil, altos funcionarios del gobierno y la heredera de Samsung, Lee Jae-yong. Pero Park evitó en su momento una investigación directa gracias a la impunidad que gozaba como Presidenta.

Park Geun-hye, pidió disculpas públicas varias veces y admitió que obtuvo ayuda de Choi para editar sus discursos en el ámbito de las relaciones públicas, pero negó cualquier acto ilícito.

Los investigadores consideran que Park y Choi se pusieron de acuerdo para presionar a Samsung y otros grandes conglomerados empresariales surcoreanos para que hagan donaciones a organizaciones relacionadas con la amiga de la Jefe de Estado, a cambio de un tratamiento favorable de las autoridades, afirman en un comunicado.

Según la investigación, la Presidente estaba comprometida en la creación de una lista negra de casi 10.000 artistas y profesionales del mundo de la cultura críticos del Gobierno, concebida como un objetivo de cortar sus vías de financiamiento público y privado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright (c) 2017 Copyright Gaceta Hoy All Rights Reserved.