Editorial

Bolivia y una salida soberana al Océano Pacífico

24 Marzo, 2017

Bolivia no tiene derecho a una salida al mar soberano, sin una cesión territorial consensuada con el Estado chileno. Por lo tanto, cualquier acción, demanda, o juego de fichas en un tablero de ajedrez es una banalidad. La razón es muy simple: en el derecho internacional público, cualquier tratado internacional de cesión territorial requiere el consentimiento mutuo de las partes, en aplicación del Derecho de los Tratados Internacionales – por ejemplo, la Convención de Viena sobre el derecho de los tratados -. Y huelga decir, también, que la llave al mar no la tiene la Corte Internacional de Justicia de La Haya (CIJ) – que con alta probabilidad fallará favorablemente a Chile – sino el propio Gobierno de La Moneda. Lo demás, son medidas de distractivas que nada tienen que ver con lo principal; verbigracia: las declaraciones de Carlos Mesa, Rodríguez Veltzé, y Evo Morales.

Lea: http://gacetahoy.com/2017/03/23/la-insostenible-demanda-maritima-bolivia-chile/


Si el Estado boliviano hubiera actuado con sensatez, y no con una usual propaganda política, lo más atinado hubiera sido reponer las relaciones diplomáticas con Chile, y negociar de buena fe una salida soberana al mar. Pero fue por el camino equivocado: la soberbia de Evo Morales Ayma – a quién sólo le interesa seguir en el trono – hizo con un grupo de abogados bolivianos leguleyos plantear una demanda internacional sin pies ni cabeza, por decir lo menos.

Aún cuando remotamente la CIJ fallara en favor de Bolivia, obtendría una pírrica victoria: negociar y negociar, pero sin obligar al Estado chileno – que como se dijo con anterioridad – debe manifestar su pleno consentimiento antes de rubricar un tratado. En suma, Bolivia escogió el camino más tortuoso y pesado, sin considerar circunstancias actuales, como el odio existente en Chile a raíz, justamente, de las impropias palabras de sus interlocutores.

Cabe advertir, que las expresiones usadas por Bolivia en su demanda, como por ejemplo, “acceso soberano”, implicaría coaccionar al Estado chileno una negociación, razón absolutamente desmedida e ilegal, pues los Tratados Internacionales no pueden rubricarse mediante la coacción.

En definitiva, el zafarrancho del Presidente Evo Morales Ayma y su equipo de apoyo, raya en la mentira o el simple desparpajo.

 

3 comentarios

  1. Marcelo dice:

    Muy claro, didáctico y contundente. Artículos como este ayudan a comprender la situación real que muchas veces está velada por los intereses corporativos de la insolvente cruzada seudo de izquierda latinoamericana.

  2. Leonardo Revuelta dice:

    Excelente articulo, que brinda una perspectiva elocuente del enrredo que es esta causa entre países desiguales.

  3. Nelson Peñaranda Bach dice:

    Excelente claridad jurídica para un tema q por falta de orientación …los esbirros politiqueros de sirven para “marear la perdiz “y así juegan demagógicamente con nuestra ignorancia.para llevar adelantensus oscuros interesrs.Gracias por mostrarnos otra perpectiva.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright (c) 2017 Copyright Gaceta Hoy All Rights Reserved.