El Mural Digital

Poemas de la escritora chilena María Inés Zaldívar

11 abril, 2017

María Inés Zaldívar

 

NIÑA BAJO LA MESA DEL COMEDOR    (de Ojos que no ven, 2001)

 

  1. Arriba

 

Tanto pariente, tantas cosas, tantas casas,

tanto empeño, tanto trabajo, tantos desvelos,

tanto embeleco sobre la cómoda, tanto papel revuelto

por todo el piso y hojas blancas y sucias con pies y

manos y labios en la solitaria pieza vecina y

tanta familia familiar reunida y ruido, y ruido y

tanta foto a color y en blanco y negro y

la familia ante todo, cuidado con las palabras y

el comentario y ese gesto procaz que los niños

uno nunca sabe, el ejemplo, el ejemplo, ¿a ver,

haber?

 

Tanto orden, tantos cuidados, tanta norma, tanta educación

tanto viaje, tanto comentario, tanta lindura, tan habilosa

tanto cubierto y servilleta y mantel con plato y copa,

tantos manjares, y fuentes y bordados en el mantel.

Tan cumplido es un encanto, un verdadero encanto y

tanto éxito, tanta fineza, tanto deber, tanto deber siempre

para que lo gocemos todos, en postales, en recuerdos,

qué responsable, el deber ante todo el deber siempre

¡qué amor, pero qué amor!

 

Tanto adjetivo, tanto adverbio, tanto grito

tanta soledad y hambre en el estómago

¿dónde está el sustantivo y la cocinera

y la cocina, para comer con las manos y en silencio?

 

  1. Debajo

 

Una suave y pesada cortina de pestañas,

una fragante mortaja de lino en el iris,

un destello eterno de luz en la pupila,

ocultan tras un astigmatismo sagrado,

tornasol,

bastillas mal planchadas, costuras desprolijas de vestidos

avaros olores escondidos de ratas que no besan la mejilla,

geografía decadente de venas azuladas sobre lechosos cauces

y una cancha limpia por donde recién

hace un par de horas pasó,

implacable,

la hoja de afeitar.

 

 

ROSA ESPINOSA   (de Naranjas de medianoche, 2006)

 

Arbusto de talles profusos vestidos de sedas

raíces curvas, hojas doblemente dentadas

pálidas flores de rosa y abultados vientres

rojos llenos de semillas que se llevan el color

para que lo beban niños con falta de apetito.

Rosa Silvestre. Rosa en la cocina. Rosa de pelea.

 

Arbusto de brazos bronceados cubiertos de vellos

hojas verde oscuro y flores de múltiples pétalos

Rosa pálida, Rosa encendida, Rosa puro blanca,

Rosa amarilla de sol, Rosa azul en busca del té,

Rosa Dulcinea, de corolas compactas y agradable

perfume para ungüentos, aguas, aceites

y cremas, baños, boticas, tisanas y heridas.

Rosa centifolia. Rosa común. Rosa en la sala.

 

Arbusto espeso con ramas cubiertas de espinas

fruto ovoide y oblongo, brillante y coriáceo

para gárgaras, colirios, cataplasmas y baño ocular

flor siempre flor, suave laxante de penas de amor.

Muda la hoja, cambia el color, difiere el aroma.

Rosa canina. Rosa en la cama. Rosa en la tumba.

Rosa Espinoza.

 

 

Canto XI  HIJOS  (de Bruma, 2012)

 

Telémaco tiene hermanos

y una hermana

idéntica a la madre

 

Escriben al padre

repartidos en ciudades y puertos

de los cinco continentes

 

Uno está con depresión

no encuentra lugar para vivir

perdió a la novia

su autoestima anda por el suelo

 

Otro no quiere estudiar

es posible lo reprueben

lo expulsen de las aulas

Solicita dinero, por favor

En ese país del norte

hace mucho frío

 

La menor permanece en casa

aunque igual,

el tejido no es lo suyo,

tampoco la cocina

menos la paciencia

Recorrer mundo quiere,

como el padre.

 

María Inés Zaldívar (Santiago de Chile). Profesora de Castellano y Doctora en Literatura, es profesora, ensayista y poeta. Autora de libros de ensayo y poesía. Autora de los libros Reiterándome, o la elevación frente a la negación (1994), La mirada erótica, (1998), coautora de 100 Años de Cultura Chilena (2006), y Bibliografía y antología crítica de las vanguardias literarias CHILE (2009); de los textos de estudio de Lengua Castellana y Comunicación de Primero a Cuarto Medio de Enseñanza Media en Chile, y de diversos textos sobre literatura y crítica plástica. En poesía ha publicado, Artes y oficios (1996), Ojos que no ven (2001), Naranjas de medianoche (2006, finalista del Premio de la Crítica 2007), Década (2009), Luna en Capricornio (2010, nominada para Premio Altazor 2011), y Bruma (2012). Ganadora en el concurso Textos de Mujeres 1997: Poesía y Ensayo, del Consejo Nacional del Libro. En la actualidad es académica del Departamento de Literatura de la Facultad de Letras en la Pontificia Universidad Católica de Chile.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright (c) 2017 Copyright Gaceta Hoy All Rights Reserved.